classic-color-block-60s-outfit-blog

La semana pasada tuve la increíble oportunidad de participar en el Latin American Fashion Summit en la Riviera Maya. A través de esta experiencia pude conocer a muchísima gente de todo el continente y aprender acerca de lo que se está haciendo en Latinoamérica en cuanto a arte, diseño y estilo de vida. Fue un evento absolutamente inspirador que a la vez me llenó de experanzas y nuevas ideas, pero ya te estaré contando más al respecto en las próximas semanas porque tengo muchísimo material por editar. 

Hoy, te quiero compartir uno de mis outfits favoritos de la semana y contarte un poco de la historia que hay detrás. Resulta que cada día del evento tenía un código de vestimenta distinto: blanco, color block y tropical. La idea era que cada día el dress code se relacionaba con la temática de los paneles y por lo general es algo divertido. ¡Excepto cuando no sabés que ponerte!

Adaptando el Dress Code al Estilo Personal

Si ya seguís mi sección de lookbook desde hace tiempo, sabrás que por lo general yo gravito hacia los colores neutros. Por eso los otros outfits llegaron a mí de forma muy natural (te los mostraré en las próximas semanas). En cambio, con el color block, sí tuve que investigar muchas referencias para llegar a un outfit que cumpliera con el código pero que a la vez se sintiera orgánico y congruente con mi estilo personal.

Fue así como llegué a este vestidito sencillo inspirado en el estilo mod de los años 60s. No sé si se nota a simple vista pero en mi mente es una referencia clara a la silueta relajada e inocente de Twiggy con un toque de Jean Shrimpton en el peinado. Tampoco podía desaprovechar la oportunidad para resaltar el talento nicaragüense con aretes de Karla Castillo (quien también participó en el evento) y mi bolso favorito de Madre Culture para el punch definitivo de contraste y color. 

En verdad me sentí muy feliz con el resultado ya que a pesar de ser un outfit inspirado en una época, no se sentía como un disfraz. Además, la oportunidad de lucir piezas nicaragüenses en un evento de toda latinoamérica fue un verdadero orgullo y un honor. Si algo aprendí de esta experiencia es que ahora, más que nunca, necesitamos usar todas las plataformas disponibles para exponer las cosas lindas y de calidad que (a pesar de las circunstancias) se siguen haciendo en Nicaragua. Es un mensaje de fuerza y esperanza para toda la región y algo por lo que seguiré trabajando desde mi blog.

Espero que este post te haya gustado y que me dejés tus comentarios al final. La próxima semana te estaré compartiendo mucho más acerca de mi viaje y de las lecciones aprendidas. Recordá que también podés suscribirte a mi newsletter y recibir los nuevos posts directamente en tu correo si hacés click aquí. Como siempre, muchísimas gracias por estar aquí y que la fuerza te acompañe. ¡Hasta la próxima!

Vestido: Express | Aretes: Karla Castillo | Clutch: Madre Culture | Sandalias: Tory Burch

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *